Estimados Lectores:

Nos encontramos en los días de Aseret Iemei Teshuva, los 10 días de arrepentimiento. Este Shabat es Shabat Teshuva.

En general la Teshuvá tiene mala prensa, lo asociamos con caras serias, remordimiento, culpa y angustia. Pero el termino Teshuvá que muchas veces se traduce como arrepentimiento en realidad significa retorno.

Déjenme explicar con más detalle: Cuando uno hace algo malo y luego reflexiona de sus acciones y errores se arrepiente, siempre queda la sensación de que si no hubiésemos cometido esa falta estaríamos mejor.

Teshuvá no es eso, teshuva quiere decir volver a nuestro origen, a la fuente de energía que nos nutre. Como un hijo que vuelve de un largo viaje al hogar de sus padres, y sabe que en casa lo esperan con los brazos abiertos, que le harán sus platos favoritos y lo llenaran de amor y cariño, en este caso cada paso de retorno está lleno de alegría y gozo, no importa cuán lejos se haya ido ni por cuánto tiempo, lo que cuenta es que ahora está volviendo a casa. Es más ese largo viaje solo sirvió para enseñarle cuanto debe apreciar su casa materna y su familia.

Así también es estos días que volvemos a Hashem, debemos saber que El nos espera como una madre cariñosa, que no nos guarda rencor por habernos ido tan lejos y que solo quiere tenernos cerca para cuidarnos y darnos todo lo mejor.

¡Shabat Shalom y Gmar Jatima Tova!

Rabino Eli Levy