Los ángeles están celosos de quien lucha en la oscuridad. Ellos tienen luz, pero aquél toca la Esencia.